La salud es lo más valioso que tenemos en la vida, sin embargo, más que con ninguna otra cosa, es fácil que consideremos que tener salud es normal. Para muchos, el único momento que pensamos en nuestra salud es cuando la perdemos. Entonces nos damos cuenta de que, sin salud, no tenemos nada. 

Hay un proverbio italiano que nos va como anillo al dedo a muchos de nosotros:” El que goza de buena salud es rico, aunque no lo sepa”. Aunque rara vez pensamos en nuestra salud cuando estamos bien, habrás experimentado lo ciertas que son estas palabras cuando has tenido algún mal menor, como un resfriado o una gripe, y has tenido que quedarte en la cama. Cuando no te encuentras bien, lo único que deseas es sentirte mejor, y lo único que te importa es recuperar tu salud. 

La salud es un regalo de la vida, es algo que recibes y que continúas recibiendo, cada día. Además, de todo lo que hagamos para estar sanos, hemos de estar agradecidos por nuestra salud para recibir más salud. 

Recuerda: 

A quien quiera que tenga gratitud por la salud se le dará más, y tendrá abundancia. A quien quiera que no tenga gratitud por la salud, incluso lo que tenga le será arrebatado. 

Entonces recuerda cada día dar las gracias por tu salud para que te llegue más y no la pierdas. 

Gracias .Gracias .Gracias. 

Tu amiga Mercedes Verdú Coach. 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *